Personal: mi pequeño angelito.

lunes, 29 de junio de 2015

Si es que leyeron esta entrada de hace unos días, ya tendrán una idea de qué va esta entrada por el título. Tuve que decirle adiós a Coquita.


El jueves por la tarde fuimos a buscar a Coca que estaba en la veterinaria de Carahue. Fue un pequeño viaje junto a mi mamá, tan tranquilo y relajante (hace mucho no tenía tranquilidad). La encontramos muy cansada y con quejidos por no poder dormir, los cuáles no pararon hasta la noche. El viaje de vuelta fue agotador. Lo más lindo fue el hecho de que se alegrara al verme.

El viernes fue un día lleno de angustia. Habían probado una nueva anestesia para poder hacerla dormir (y lograra descansar), pero le hizo pésimo. Estaba tan débil, ni siquiera lograba levantarse. La escena era horrible, ver como mi mamá trataba de animarla y no reaccionaba. Para ese momento todos pensábamos ya en hacerla dormir para que no sufriera, pero la veterinaria nos dio un último intento. La hicimos dormir con otra anestesia toda la tarde, para ver cómo se levantaba, todo dependería de ello. Nos llenó de esperanzas verla que se levantaba e intentaba caminar. Fue un pequeño y lindo momento verla luchar.

Para el sábado, todo cambió. Coquita despertó pésimo. Lo normal es que cuando caminara o comiera se parara el llanto (el cual aparecía cuando se acostaba y quería dormir), pero lamentablemente ya no paraba con nada y seguía en aumento con sus tics. Su llanto se escuchó toda la tarde. Para la noche iban a probar con otro medicamento para hacerla dormir bien, pero no funcionó. Ahí es cuando se tomó la decisión.


Cuando llegó la veterinaria, no hubo vuelta atrás. Ver a Coca llorar sin parar era desgarrador, especialmente si mencionaban que tal vez era una secuela y que el distemper seguía avanzando. Antes estuvo chocando su cabecita con cada uno de nosotros (caminaba mal ya) y yo fui la última, donde le hice cariño por última vez. Parecía como si se estuviera despidiendo, para luego acostarse en el lugar donde nació. Ahí fue donde la hicieron dormir para no volver a despertar jamás.

Me encerré en mi pieza, simplemente me acosté y lloré por un largo rato. Tenía los ojos muy hinchados. Apenas tuve un poquito más de energía, bajé a comer algo. Mamá estaba preparando sopa para todos y calentando pizza, además que me dedicó un abrazo entre medio de toda la tristeza que rondaba. Fue una once tranquila.

Le dediqué horas en mi diario ilustrado, mientras revisaba fotos de ella, lloraba por ella y añoraba tenerla a mi lado. Fue un modo de desahogo al escribir y dibujar en un momento así.



Apenas dormí dos horas, me desvelé la mayoría del tiempo, hasta que decidí bajar al primer piso a ver una película a las 7-8 am. La peor decisión fue ver If i stay, lloré casi toda la película. Después de una hora mi papá se levantó, se encargó de hacer fuego, prender la estufa para mí, además de traerme algo para abrigarme (hacía mucho frío, estaba casi todo con hielo). Luego se dedicó a cavar en el patio. Mamá eligió un lugar bonito.



Esto me afectó de una manera impresionante. Debo admitir que Coquita era mi regalona, mi pequeña chucky adorable. Es inevitable rememorar esos momentos en que mi cariño aumentaba por ella, cada vez apreciando más el día a día. Cómo me alegré el día en que decidieron quedársela y lo enérgica que era junto a los demás gorditos. Desde que nació tuve un apego indescriptible con ella, tal vez porque me sentía "identificada" con ella: la más pequeña, la gordita que se alejaba de sus hermanos para estar solita. Quería protegerla y darle todo el cariño posible.



La extraño, la extraño mucho. Era mi fiel compañera: me recibía alegremente cada vez que llegaba de la u tirándome de la manga, a veces dormía conmigo por las tardes en la sala de estar, me hacía compañía en la cocina cada vez que me tocaba trabajar hasta tarde, se sentaba con nosotros en la mesa, etc. Cada recuerdo lo atesoro, no quiero olvidarla, no quiero reemplazarla, porque nada puede hacer eso.


Enfrentar la realidad es terrible. Mi anhelo era que se recuperara, el cual cambió para que no sufriera más, porque ya no era ella. No tenía la misma energía para jugar con su familia, no corría como lo hacía antes y lo maldadosa disminuyó sin desaparecer, pero ya no quedaba ni la sombra de lo que era.



Hace unos años descubrí el hecho de que adoro los pequeños detalles, que apreciaba las pequeñas cosas que me daba la vida. Entre una de ellas estuvo Coca. Cada año me vuelvo más "consciente" sobre las cosas, y ella llegó en el momento en que aprendía a valorar más. Por ello su pérdida significó mucho para mí: ya no volveré a servir cuatro platos de comida, sino sólo tres; ya no serán dos gorditos tirándose a la piscina, sólo será uno; ya no estarán cuatro gorditos revoloteando por allí, sólo serán tres.

Sé que mi familia (y me incluyo) dio lo máximo por quererla, por cuidarla, que nos esforzamos en lo posible por sacarla adelante, pero lamentablemente ya no estaba en nosotros el poder recuperarla. Estoy agradecida porque le expresé mi cariño cada vez que estuvo a mi lado, porque tuve la agradable experiencia de poder conocerla y haberla cuidado, de haber podido vivir con ella.

Siete meses inolvidables.
Coca, te quiero mucho y nunca te olvidaré.


Escribir para mí es un gran desahogo, me permite cerrar una etapa y así quiero dejarlo registrado en el blog. Le agradezco a cada personita que me envió buenos deseos, ánimo, incluso oraciones. Mención honrosa para mi mejor amiga Karen y a Lore, quienes me dieron lindas palabras cuando estuve realmente mal y me dejaron tranquila, muy tranquila.

Hace unos días los trabajos de la U me desmotivaron y con esta situación ya no tengo ganas de casi nada. No quiero dejar de escribir, me permite estar ocupada y me entretiene mucho, de verdad. Sólo quiero ir a mi ritmo, sólo eso. Por ello pido perdón de antemano si aún me faltan responder comentarios, visitar blogs, responder mails, etc. No es que los ignore, simplemente quiero encontrar esa motivación y ánimo para darles respuestas con cariño.

Quise escribir esta entrada para poder terminar esta etapa y poder seguir completamente con el blog, con mi diario vivir. Lamento si han estado un poco depre las últimas entradas, trataré en lo posible de animarme y maravillarme nuevamente con los pequeños detalles. Gracias por tenerme paciencia y dedicarme un pequeño tiempo de su cariño.

Chai.

56 comentarios:

  1. Teffy me imagino lo que estás sufriendo tu y tu familia, de verdad ir leyendo cada palabra me angustiaba
    los perros se quieren mucho hasta me atrevería a decir más que a algún humano a veces.
    A pesar de esta pena sé que tu familia hizo todo por mejorar a Coquita y con eso deben estar tranquilos,
    los animales sienten ese amor puro que les entregamos. de verdad estoy en shock porque al igual que tu
    amo demasiado a mis perritos, así que mucha fuerza y espero que los días que vengan la recuerdes con amor y vaya
    disminuyendo la pena.
    un abrazo gigante :)

    ResponderEliminar
  2. *Abrazo de oso*
    Te entiendo y creo que muchos de los lectores compartirán el sentimiento, mi angelito perruno se fue hace ya seis años y aún lo extraño y siento pena pero al mismo tiempo alegría, pues recuerdo todos los momentos preciosos que pasé con él, las anécdotas, las travesuras y el hecho de que siento que sigue cuidándome las espaldas aunque ya no me esté baboseando la cara ni llenándome de tierra ♥

    Te entrego mucho amor y fuerza para que empieces a curarte y recuerda seguir abrazando a los otros gorditos, de seguro les servirá de consuelo a todos

    ResponderEliminar
  3. Teffy, me da mucha pena por tu perrita, no me puedo imaginar que es perder una mascota, pero recuerda que ahora no está sufriendo, está descansando tranquilita y felíz, ánimo que tienes más perritos que te dan alegría y amor, dísfrútalos al máximo.
    Espero que esta semana sea mucho mejor para tí, cariños y fuerza :-)

    ResponderEliminar
  4. Teffy espero que pronto te logres recuperar, Coquita te dio muchas alegrías y aunque no te siga acompañando, esos recuerdos serán eternos.
    Un abrazo muy grande y muchos cariños <3

    ResponderEliminar
  5. Hola Teffy. Soy Laura, aunque aquí aparezca como anónimo. Soy de Colombia y leer tu blog me inspira siempre a dar lo mejor de mí, porque eso es lo que tú transmites con tus creaciones y con toda la dulzura que esparces en tus entradas. Siento mucho lo de Coquita, yo sólo he tenido pececitos, pero lo único que sé es que una mascota significa el cariño más puro y la lealtad más grande en este universo. Cuida a tus otros pequeñitos, quiérelos mucho. Espero que te vayas recuperando y que puedas conservar los mejores recuerdos con ese pedacito de luz. Un abrazo desde Bogotá.

    ResponderEliminar
  6. Teffy tienes que estar muy tranquila, porque coquita ya no sufre más y porque tú hiciste lo mejor que podías por ella; fuiste muy valiente y generosa al preferir dejarla descansar a seguir prolongando su agonía. Cuando uno quiere a otro ser (familia, amigos, mascotas, lo que sea) a veces nos apegamos tanto que no podemos dejarlos ir, si es que depende de nosotros, y tú y tu familia lograron sopreponerse a la pena de extrañarla y pensaron en ella. Eso es algo muy bonito y que muestra todo lo que la querían. Cuando escribiste el post anterior yo pensaba en coquita, en lo que me pasó a mi, y me apenaba por ella porque además de todo lo que sufría, no podía expresar sus sentimientos de una forma tan clara como lo son las palabras. Uno quiere vivir para estar bien, quizás no siempre feliz, pero disfrutar la mayor parte de la vida. Coquita vivió feliz lo que tenía que vivir y no era justo que siguiera sufriendo para acabar en el mismo desenlace. Piensa siempre que lo bueno, no siempre es correcto y tú tienes que tener la tranquilidad mental/espiritual que hiciste lo correcto, aunque sea triste y doloroso. No tienes por qué olvidarla y aunque más adelante llegues a tener otra perrita, coquita seguirá existiendo como tal en tus recuerdos. Las mascotas no son reemplazables, cada una de ellas tiene su personalidad y cosas que la hacen única.
    Un abrazo grande y espero que la penita pase pronto para que recuerdes a coquita en sus momentos felices :)

    ResponderEliminar
  7. Teffy... que pena lo de coquita (justo te escribi en la entrada anterior, deseandole lo mejor a ella), te juro que me emocioné tanto al leer esta entrada, que no sé, el solo hecho de pensar que algún día mis enanos también se irán me hace llorar T_T Pero ánimo! tomate tu tiempo para hacer lo que quieres y debes hacer, ya sea U, el blog o lo que sea. Es mejor seguir cuando de verdad sientas las ganas de hacerlo, te lo dice alguien que ha estado super desanimada los últimos meses. Lo bueno es que ahora coquita, ya no está sufriendo. Siempre he creido que todos los perritos van al cielo y no lo digo por la pelicula, si no porque de verdad lo siento. ='D
    Y nada solo ánimo, ánimo, ánimo!!!! dale mucho amor a los gorditos. <3

    ResponderEliminar
  8. Es difícil sacar o elegir las palabras adecuadas en momentos así. La Coquita fue muy amada, pero a veces pasan cosas fuera de nuestro control donde ya mantenerlos es alargar su sufrimiento... Ahora descansa. No puedo decirte mucho sobre pasar la página, menos cuando a ese compañerito lo conoces desde que nació y estableciste una relación especial. Nada lo reemplazará y mas tarde vas a ir recordando los momentos felices, inevitablemente todo ahora te va a recordar a ella y hay que vivir ese duelo. Lamento mucho que no haya podido resistir, que esa enfermedad la haya dañado tanto, pese a no ser de la familia, me dio tanta pena tu relato porque leo que sientes lo mismo que sentí cuando mis chiquitos murieron y es desconsolador. Una se recupera y sigue, pero es inevitable no recordar eso y que se humedezcan los ojos...ah...un abrazo grande Teffy, para Paola también. Y muchas florcitas para La Coquita, que el puente arcoiris las vuelva a reunir.

    ResponderEliminar
  9. Hay teffy no se que escribir, en mi familia ya hemos pasado lo mismo y aún así es muy triste. Mi mamá tenía un cariño super grande por su perrita Mona, a ella no le paso lo mismo que a coquita, la atropellaron por maldad y la persona que lo hizo sólo se rió. Mi mamá estaba muy triste y toda la familia también. La operaron y cuando la fuimos a buscar ( yo y mi papá ) nos reconoció de inmediato y se puso muy feliz... pero sólo fue como un par de semanas hasta que empezó a ver mal. En su último día quiso tomar agua y ahí fue cuando nos dimos cuenta de que se iba a ir... mi mamá paso mucho tiempo con ella y no pudo más y todo por una persona que no tiene corazón. Yo no se como me sentiría si le pasara algo a mi Pelusita, es mi mejor amiga y compañera y sabe cuando me siento mal. Lamento tu perdida pequeña, esperemos que este en un lugar mejor y que cada vez que la recuerdes, sean de esos momentos en que te sacaba una sonrisa. Mucho animo para ti y tu familia, hicieron un gran trabajo cuidando a coquita y ella lo supo, ella fue feliz con ustedes, le dieron mucho amor y cariño. Un abrazo muy grande y si pudiera mandar flores para coquita, lo haría. Fuerza teffy!

    ResponderEliminar
  10. Teffy, te juro que me da mucha pena por lo de tu perrita, pero entiendo por lo que estás pasando. Yo tengo una perra que está bastante enferma también. Aunque ahora se encuentra bien, suele tener algunas recaídas y ha estado en varias ocasiones bastante grave. Estas situaciones y el saber que pudo haberse muerto aquellas veces me hizo reflexionar y apreciarla cada vez más y a otras cosas de la vida.
    Que sepas que tus lectores estamos con vos.

    ¡Saludos! :)

    ResponderEliminar
  11. Ay Teffy leer esta entrada me dio mucha pena que recordé los últimos días de mi Tony :c. Te entiendo totalmente y se que le diste mucho amor a ella, pero tienes que pensar que esta ahora en un lugar mejor, descansando y sin dolor(siempre digo que ellos están en el cielo corriendo con otro perritos c: porque son seres sin maldad y puros de corazón) Todo lo que aprendiste con ella (porque ellos vienen a enseñarte cosas muy bellas) atesoralo y no lo pierdas porque es el mejor recuerdo que tienes.
    Lo bueno es que pasaste los últimos momentos y pudiste estar con ella hasta el ultimo momento (yo no pude estar, llegue y ya había ocurrido lo peor)
    Ella no se ha ido porque siempre vivirá en tus recuerdos y cada momento especial, nunca lo olvides :)Vive el proceso y tranqui arriba el animo son días tristes pero que te alegre haberla conocido :3
    Saludos Teffy

    ResponderEliminar
  12. Entiendo por lo que estás pasando y muchas veces no todos pueden entender el gran dolor que es perder a una mascota, lo mucho que se llega amarla es inexplicable y para algunos es ridículo. Pero te entiendo perfectamente y lamento mucho tu perdida, siempre duele un montón perder a nuestras mascotas. Yo he perdido a varios de mis perros y me duele tanto y aún sigo recordándolos con tanto cariño, siempre me pongo a ver sus fotos y recuerdo las características de cada uno y lo que tu haz hecho es muy bonito, siempre es bueno vivir con esos recuerdos y lo importante es haberlos disfrutados, es lo mejor. A veces se da todo por nuestro perrito pero simplemente no se puede hacer nada, me da mucha tristeza pero más tristeza verlos sufrir. Te mando muchos ánimos, que hermosa y grande perrita tuviste, se parecía mucho a la mía. Gracias a ti por compartir todo lo que sientes. Te mando un abrazo ♥

    ResponderEliminar
  13. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  14. Oh, que fuerte, creo que nunca he comentado en tu blog y eso que soy una fiel seguidora, pero no puedo mantener silencio en algo así... Te entiendo mucho, mi perrito murio cuando yo tenía 6 años y de verdad aún no lo supero, nunca más he podido tener un perro y si los ha habido en mi casa no los he podido amar de la misma forma que a ese perrito, me marcó, a todo esto el también murió de distemper :c no puedo evitar empatizar contigo Teffy, entiendo tu dolor y que llores y que no tengas ganas de nada, porque así es cuando algo nos duele mucho, cuando algo nos importa, las perdidas lamentablemente son parte de esta vida y tenemos que empujarnos a seguir, aunque cueste, aunque no queramos... Escribir siempre será algo terapéutico y esta bien que lo hagas, desahógate y descansa, porque el dolor agota. Sé que estarás bien y Coquita ya lo está, cuidate mucho ♥

    ResponderEliminar
  15. teffy!
    es entendible lo que tu y tu familia están pasado, sobretodo aquellos que tenemos y amamos a nuestras mascotas lo sabemos de antemano.es duro decirle adiós a quien quieres tanto pero ya no sufre mas y es por su bien.
    en casa tenemos 3 perritas y las amamos tanto, que nos encoje el corazón de solo pensar que un día no estarán.
    solo queda recordar a coquita en esos momentos donde ella era feliz junto a ustedes.
    Que estes mejor teffy!
    besitos

    ResponderEliminar
  16. No debes pedir disculpas por estar tristeeee! Nunca he tenido una mascota y por lo tanto, no he experimentado la muerte de un animalito que sienta cercano. Con lo que has compartido últimamente, me has ayudado a dimensionar, por primera vez, lo que puede llegar a significar querer mucho a estos pequeñitos. Ánimo! Ahora está descansando del dolor, viviendo y siendo feliz en las memorias que construyeron juntos :) Muchos saluditos Teffy!

    ResponderEliminar
  17. Un abrazo gigante, te entiendo muy muy bien y se lo doloroso q es... Pero recuerda q ahora tienes un pequeño angelito de cuatro patitas... Nose q mas decir, arriba el animo y un abrazo

    ResponderEliminar
  18. Lo siento mucho, Teffy. Pero siempre hay que ver el lado positivo: ya no sufrirá y apuesto que en el cielo vuelve a brincar y a ser tan maldadosa como era antes. No te disculpes por estar triste o deprimida, somos humanos, es normal sentir dolor tanto como lo es estar feliz. No seas tan exigente contigo, eres una gran persona. Ánimo. Te mando un abrazo de oso ♥

    ResponderEliminar
  19. Si bien yo nunca he tenido una mascota por cosas de espacio, me llegó al corazón tus palabras y tuve la necesidad de escribirte, te envío un abrazo gigante y muchos ánimos, y si tienes que llorar, pues no temas hacerlo, que eso libera un poco el alma.
    Muchos cariños! ♥ y Coquita ojalá esté descanzando tranquila y cuidándote como un angelito.

    ResponderEliminar
  20. Teffy, que te puedo decir..nada. La verdad es que en estos momentos solo puedo pensar en ti y en tu Coquita con cariño, esperando que te sientas más en paz con la decisión que se tomó, porque sé que no hay nada que pueda decir para consolarte del terrible dolor que traer una perdida así. Créeme que, por lo que cuentas, ya no había más que hacer, solo dejarla partir. Pucha, se me rompió el corazón, sobre todo por que se que la quieres mucho y que la extrañarás, pero me imagino que al pena que me da todo, no es ni una parte pequeña de la tuya. He perdido a muchos amigos peludos, de todas las edades, pero nunca los he olvidado. Cada uno se queda con una parcela de tu corazón donde corren, duermen y te acompañan por siempre. Ese es un gran consuelo.
    Un besote!
    :)

    ResponderEliminar
  21. Linda Teffy. En mi familia ocurrio algo similar hace casi un año. Mi perrito de casi 14 años murio de una enfermedad muy extraña que nunca supimos que era pero le arranco la vida en menos de una semana. Fue un golpe muy duro ya que ese perrito crecio conmigo. Asi que te entiendo porque el tiempo es relativo cuando se ama de verdad. Mi corazon esta contigo y con tu familia. Es un golpe demasiado duro pero el tiempo todo sana. Solo piensa que tu niña esta descansando y ya no sufre dolor asi como paso con el mio. Él rambien lloraba todas las noches que estuvo sufriendo pero cuando partio fue una mezcla de dolor y tranquilidad porque sabiamos que ya no sufriría mas dolor. Se despidio de todos pero en especial de mi padre. Cuando él fue a acariciarlo mi perrito lo miró y cerro sus ojitos al fin. Asi que ella sguramente sintio tu cariñito y se fue tranquila. Muy tranquila de tener a una dueña como tu tan adorable. Te mando miles de abrazos y besos.

    ~Marely.

    ResponderEliminar
  22. Siento mucho lo de tu perrita. Es muy triste cuando se pierde a una mascota. Lo bueno es que nunca nos olvidamos de ellas,

    ResponderEliminar
  23. Toma el tiempo que necesites para sanar, eso es lo importante. La perdida de un ser tan importante como lo es una mascota no es algo menor, y para los que somos amantes de nuestras mascotas, obviamente tiene una repercusión gigante. Por eso es importante que te tomes el tiempo que necesites para estar tranquila, para recordar con alegría y felicidad a la Coquita, porque ella hubiese querido que todo fueran risas y juegos, como le gusta a los perritos. Te envío todas mis fuerzas y cariño, a ti y a tu familia, de todo corazón. Sé que estás pasando por algo difícil, pero hay que darle tiempo al tiempo.

    Un abrazo gigante, mucha fuerza y cariño! Las personas que te leemos y que disfrutamos de lo que haces entendemos por lo que estas pasando y que debes tomar el tiempo que necesites para volver con felicidad :)

    ResponderEliminar
  24. El haber leído tu post me hizo llorar, recordé cuando mi Auror murió y fue lo peor, esos dolores son unos que difícilmente se superan, y también no hay mucho que decir, así que solo te mando un abrazo apretado por que creo que eso es lo mejor que uno puede recibir en esos momentos, se nota que el cariño y amor que le dieron a cokita fue grande, y con eso pueden quedar tranquilos <3

    ResponderEliminar
  25. Coquita hermosa, esta descansando. Un abrazo para ti <3

    ResponderEliminar
  26. Teffi hace poco te sigo y estuve informada sobre tu coquita, me dio mucha penita ya que yo tengo 2 gatos de 7 y 4 años y 1 perrita de 1 año y el gato de 7 años (Shippo) fue el primero en llegar a mi, duerme conmigo y es muy regalón si algo le pasara de verdad me iría a la mierda, creo que las mascotas son parte de la familia son como niños que alegran el hogar, lo siento mucho y entiendo tu dolor, te mando un abraso psicológico (como dice hola soy germán).
    Cariños!

    ResponderEliminar
  27. Tenía tiempo de no dejar un comentario, pero siempre leo, estuve al pendiente de lo que escribiste sobre Coquita, lo siento mucho, lo único reconfortante que te puedo decir es que ella esta ahora tranquila y en un lugar mejor, ya no sufre.
    Fuerza Teffy, un abrazo <3

    http://lepapillontimide.com

    ResponderEliminar
  28. Lo siento mucho Teffy... Espero que recuperes tus animos, te mando un fuerte abrazo! Vamos, asi tiene que ser... tienes que volver a estar bien. Lo importante fue el tiempo que pasaste con Coquita, ella ya no sufre y se que todo el amor que le diste le sirvió de algo. ♥ Sé muy fuerte, cariños! ♥

    ResponderEliminar
  29. *abrazo gigantón*
    Sabes justo cuando estaba leyendo tu entrada tenía de fondo The Story, la canción de Brandi Carlile, con fuerza contuve mis lagrimas y compartí todos tus sentimientos y emisiones en tus palabras. A pesar de la tristeza que estas sintiendo piensa que tuviste la oportunidad de despedirte de tu Coquita y de que ella se despidiera de ti. Eres en ese sentido muy afortunada, le diste todo y ella te dio todo, ella no discrimino amor por ninguno de los de tu familia, estos peludos truene un amor tan infinito que les alcanza para todos por igual y un poco mas para quienes ellos elijan, de seguro eras tu esa elegida. No te desanimes pero llora la tanto como lo sientas. Un abrazo enorme y animo!

    ResponderEliminar
  30. Me llegó al corazón tu post, sentí tu tristeza, y te mando todo el ánimo y fuerza del mundo. Un abrazo enorme

    ResponderEliminar
  31. oh, que pena me dio todo esta entrada. Todos estábamos esperando que Coquita se recuperara, pero a veces es mejor dejarlos partir porque es un sufrimiento que no se merecen esos seres peludos y hermosos que son nuestros compañeros y amigos u.u. Hace un tiempo que mi perrita también está mal, es viejita eso sí. No sé cómo irá a ser cuando me quiten 13 años de mi vida junto a ella. Más de la mitad! también me da pena escribirlo, pero hay que tirar para arriba. Seguro que los perritos y las mascotas en general sí se van a cielo :) Son buenos!

    Todos los ánimos para ti, un abrazo y mucha fuerza... también para toda tu familia :)

    whatbarbiedid.blogspot.com

    ResponderEliminar
  32. El dolor de perder un ser querido no puede ser definido. Sentí cada una de las palabras que le dedicaste a tu hermoso ángel y ahora puede correr con felicidad y cuidarte porque el amor de una mascota es incondicional. Yo igual he tenido pérdidas de hermanos mascotas y comprendo mucho por el momento triste que estás pasando así que te mando un abrazote gigante y mucha fuerza para ti y tu familia bonita. Gracias por compartir con nosotros todo esto y espero que cada comentario te mejore el ánimo aunque sea un ratito. Tienes una forma muy bella de expresarte, llegaste al fondo de mi fibra más sensible y sentí cómo trataste de despedirte de ella con todo el amor que pudiste. Mucha fuerza, un besote.

    ResponderEliminar
  33. Lo siento mucho Teffy, te envió todo el animo y fuerzas para ti y tu familia, no debes pedir disculpas por estar triste o deprimida ya que todos entendemos el porque y para mi es muy lindo que hallas escrito sobre lo que sientes por Coquita, tienes que saber que diste todo por ella y por que se sintiera muy bien en sus últimos días, estoy segura que ella se fue feliz porque sabia que la amaban mucho, te entiendo completamente lo que sientes ahora porque pase por lo mismo hace unos años atrás, solo me queda decirte que los recuerdos que tienes de ella los añores mucho, perder a una mascota o mejor dicho a un miembro de la familia es difícil pero tienes todo el apoyo de tu familia y de todos nosotros quienes leemos tu blog, me despido enviándote un gran abrazo y mucho cariño, que estés mejor <3

    ResponderEliminar
  34. Animo teffy, yo también sufrí la perdida de uno de mis chiquititos, que lo tenía desde mis 12 años (lo perdí a mis 22) y se lo terrible que es, solo me queda mandarte todo el animo y la buena energía para que poco a poco puedas superarlo pero no olvidarla <3
    Cariños linda y animo!!

    ResponderEliminar
  35. Muchos ánimos Teffy, mucho cariño a ti y tu familia, yo he perdido gatitos y conozco la sensación, tomate tu tiempo y no te fuerces, las cosas se harán solas, nosotros seguiremos aquí, apoyándote
    Muchos animos y abrazos, Luna

    ResponderEliminar
  36. Teffy linda debo confesar que mientras leí cada palabra lloré mucho, porque cada quien ha tenido un amigo animal ha sentido la pena de su pérdida y más si fue de una manera tan abrupta. Te mando muchos besos y abrazos, y coquita está mejor y tú haz ganado un angelito más.

    Besos

    ResponderEliminar
  37. Pucha fue inevitable leerlo sin soltar más de una lágrima. Esos tesoritos como la Coquita son los más preciados e infinitos; su compañía, su presencia y como bien dices los pequeños detalles que entregó, pesé a que ella está descansando en otra parte por así decirlo, quedan guardados en tu personita y estoy pero segura que te hacen más fuerte cada día♡ cuesta anteponerse a la pena y el desgano, pero el deseo de querer recordarla siempre es más fuerte. Un abrazo enorme Teffy linda, muchos cariños siempre y ánimos, que tu pequeño tesorito no se perderá nunca nunca♡

    ResponderEliminar
  38. Qué fuerte lo de tu perrita, justo hoy ando muy sensible con el caso de las mascotas así que tu post me hizo llorar demasiado, porque tengo dos perros que hace más de 10 años que me acompañan y me da mucho miedo el hecho de pensar de que un día ya no estarán. Comparto contigo que los animales sean una parte fundamental en la vida y que te puedan dar tanto como grandes felicidades como enseñanzas a lo largo de la vida, y yo creo que Coquita ahora debe estar mejor y mucho más tranquila y obviamente extrañándolos igual que ustedes. Ánimos infinitos para ti y un abrazo bien apretado y piensa siempre que tendrás un angelito que te cuide :-)

    ResponderEliminar
  39. Animo Teffy supe por FB lo que le había pasado a coquita, el distemper es un asesino silencioso, los agarra y si no se logra detectarlo abtiempo se los lleva :(, espero que este más tranquila, se hizo todo lo que se pudo, llorar hace bien y de a poco la pena pasara, cuando Violeta nos abandono de manera abrupta demore semanas en recuperarme y lloraba con solo recordarla.

    Animo que el tiempo ira sanando la falta, cariños.

    ResponderEliminar
  40. Yo perdí a mi compañera de vida hace dos años, la Reina y yo pasamos 14 hermosos e inolvidables años. Sé cuán devastador es perder a estos pequeños grandes integrantes de la familia, aún la extraño, aún la lloro pero he aprendido a mantenerla viva dia tras dia recordando todos los momentos junto a ella, viendo lo amada, regaloneada y cuidada, pero lejos lo que me reconforta es ver lo feliz que fué teniendo una vida junto a mi familia y lo feliz que nos hizo a nosotros. Estoy segura que tanto tu Coquita como mi Reina nos agradecen, nos seguirán amando, acompañando y protegiendo desde el cielo. Y cada vez que la extrañes, sólo mira el cielo que te une a tu angel guardián. Mucho ánimo, Coquita jamás te dejará sola!

    ResponderEliminar
  41. Yo perdí a mi compañera de vida hace dos años, la Reina y yo pasamos 14 hermosos e inolvidables años. Sé cuán devastador es perder a estos pequeños grandes integrantes de la familia, aún la extraño, aún la lloro pero he aprendido a mantenerla viva dia tras dia recordando todos los momentos junto a ella, viendo lo amada, regaloneada y cuidada, pero lejos lo que me reconforta es ver lo feliz que fué teniendo una vida junto a mi familia y lo feliz que nos hizo a nosotros. Estoy segura que tanto tu Coquita como mi Reina nos agradecen, nos seguirán amando, acompañando y protegiendo desde el cielo. Y cada vez que la extrañes, sólo mira el cielo que te une a tu angel guardián. Mucho ánimo, Coquita jamás te dejará sola!

    ResponderEliminar
  42. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  43. Llorando estoy como una tontita… Llevo a penas 8 meses con mi pequeño Robin y lo quiero más que a nada. Le tenía una especie de fobia a los perros, no podía ni acercarme a ellos porque me daban miedo, hasta que llegó el. El lo cambió todo, sólo de pensar que puede pasarle algo me muero, me da pánico pensar en el día que se vaya… y eso que aun es un cachorro. Muchísimo ánimo bonita.

    ResponderEliminar
  44. mucha fuerza teffi, no puedo ni pensar por lo que estas pasando, pero me alegra mucho tu optimismo frente a esto
    claro está que nadie puede reemplazar a nadie, pero si ocupar de buena forma el espacio que dejó
    mucho animo y cariño para ti y tu familia :) <3

    ResponderEliminar
  45. Ay, Stefy, me imagino el dolor por el que debes estar pasando, muchos no lo creen pero un animalito, un perro, es otro miembro de la familia, pero ella ya estaba sufriendo, entonces qué bueno que la dejaste ir. Quédate con la satisfacción de que vivió una vida muy feliz contigo y tu familia. ¡¡Muchos abrazos de ánimo!!

    ResponderEliminar
  46. Teffy, no sabes la penita que me da :(, ya te había escrito por face algo cortito pero con leer tu post me dió más penita aún u.u, y espero de todo corazón seas fuerte y que te de más fuerzas saber que Coquita ya no sufre y que te cuidará a ti desde arriba así como tú la cuidaste acá :), un abrazo enoooorme :**, sabes que siempre estaremos aquí para tí! cariños pequeña!

    ResponderEliminar
  47. Animo, linda. Me recuerda mucho cuando mi perrita Minnie murio, apenas tenia 4 meses y se enfermo, fue algo muy horrible verla llorar. Pero lo cierto es que ellos estan en un lugar mejor, son unas criaturas muy hermosas e inocentes y no merecen sufrir. Yo se que ella te quiere, porque los perros tienen un corazon muy grande. Se fuerte con todo esto, yo tarde muchos meses en superarlo y creo que nunca lo termino de hacer. Solo mantenlo en tu corazon, asi siempre estara vivo. Saludos, cariño.
    Maria.

    ResponderEliminar
  48. Esto es muy triste :c. Me acordé de todos los perritos que tuve (la mayoría eran bebes de mi perrita que murió el año pasado, algunos de esos perritos se perdieron y otros los regalamos) y me da una angustia tremenda aún, recuerdo cuando mi perrita se enfermó y es muy triste, o cuando su bebita que era super pequeña y cieguita se perdió...tampoco puedo olvidar al bebé de mi gata(que se perdió cuando la iban a operar para que no tuviera más gatitos) que no podía tomar leche, era muy pequeño y al parecer tenía retraso mental, no era como los otros gatitos en lo absoluto. En mi casa hicieron todo por cuidar a nuestras mascotas, pero simplemente no se pudo.

    Me hiciste darme cuenta de que he tenido muchas mascotas, por lo que he pasado por muchas penas por ellos y aún me siento un poco mal al recordarlos. Es muy triste pensar en lo indefensos e inocentes que son y en el dolor que algunos tuvieron que pasar.

    No me imagino el dolor por el que estarás pasando, pero al menos ella ya no está sufriendo. Te deseo lo mejor y a tu familia, ojalá la pena vaya pasando de a poco, aunque se que el recuerdo de ella jamás se irá, creo que en el futuro no la recordarás con tanta pena sino que recordarás más las cosas buenas que viviste en su compañía.

    ResponderEliminar
  49. Lo siento Teffy y te entiendo todo tu dolor y tu tristeza...pase por algo muy parecido...y lo único que tengo son recuerdos de estos seres que sacaron el amor mas puro y sincero de mi alma. Animo Teffy! hiciste lo que humanamente es posible, y le diste lo mejor de ti...he pasado distintas perdidas y no las supero aún porque son pedacitos de tu corazón que se desarman, pero entiendo que ahora están en un lugar mejor. Siendo ángeles del cielo, porque ángeles en la tierra ya eran, se ocupan de sacar lo mejor de nosotros y darnos su ejemplo de amor.
    Mis sinceras condolencias, y un fuerte abrazo. :)

    ResponderEliminar
  50. Solo pensar todo lo que compartes con nosotros en tus entradas y te das el tiempo de responder todo, es imposible no compartir esta pena contigo. El amor que se genera con una mascota, es el amor más puro que pueda existir, es recíproco y sin condiciones. Solo piensa en como se logra la comunicación con ellos a pesar de no haber palabras de por medio, eso es solo amor. El consuelo más efectivo que puedes tener, es que el haber tomado la determinación de dejarla partir fue un ACTO DE GRAN AMOR, porque sólo estaban pensando en el bienestar de Coquita y no en el dolor que les provocaría no tenerla a su lado. Yo creo que con este amor tan puro, tienes un GRAN ANGELITO EN EL CIELO. Fuerza y un graaannnn abrazo.

    ResponderEliminar
  51. Hola Teffy! que pena lo de Coquita, pensé harto en ella en la semana, hasta que leo esta entrada y la verdad es que me dolió mucho, duele tanto cuando un miembro de la familia se va, uno piensa todo el rato en que ya no está y como hacer para vivir sin ella, pero sabes que, ella fue muy feliz, tenía una familia perruna-humana maravillosa. Te mando un gran abrazo y harto ánimo, recuerda siempre a Coquita como la loquilla que era y todo lo bueno que te dio.

    ResponderEliminar
  52. No pude evitar llorar al leer esto, no puedo imaginar lo que sientes pero solo puedo compartir el sentimiento de amor que tiene ese Angel hacia a ti y tu familia. Mucho animo es obvio no la olvides solo piensa que ella ahora esta descansando feliz por haber nacido en un lugar lleno de amor y cariño.. Mis palabras son pocas pero la empatia y el sentimiento es grande, solo hay que levantarse, seguir y recordar los buenos momentos que siempre estaran vivos en tu corazon. Un abrazo a la distancia !

    ResponderEliminar
  53. Hola Teffy, primero una pena por lo de tu perrita, yo también tengo mascotas y sufrimos mucho cuando alguno llega a morir.
    Y segundo, los perros de raza se tienen que vacunar desde pequeños contra ésa enfermedad, en tu familia tuvieron que haber ido a un veterinario para que a todos los bebés los revisaran e inyectaran. Los perros "corrientes" también sufren de eso, pero ellos desarrollan mejores anticuerpos. :/

    ResponderEliminar
  54. Sabes, termine de leer esta entrada llorando,
    en verdad lo siento.
    Espero que te recuperes.

    ResponderEliminar
  55. steffy, lo lamento demasiado, tal como lo dijiste, es tu angelito, te aseguro pero TE ASEGURO y te doy por firmado que fue una perrita muy pero muy feliz <3 sólo recuérdala en sus mejores momentos, cuando la veías correr y jugar, ahora mismo debe estar así, en el lugar que sea, esperándote <3 muchas bendiciones para ti y tu familia, piensa positivo, y espero que estés mucho mejor =) .

    ResponderEliminar